Alto contraste
Tendencias

El bueno, el mejor y el único: muere el compositor Ennio Morricone

Morricone ayudó a consolidar el género de vaqueros en los 60 y elaboró algunas de las bandas sonoras más memorables de la historia.

Redacción Canal Trece
08 Jul 2020 8:32:32 AM

Cualquier persona que haya visto o pensado en vaqueros, tiene una canción atravesada: The Good, the bad and the ugly. Este tema es la banda sonora de la película con el mismo nombre de Sergio Leone y fue compuesta por Ennio Morricone, compositor italiano que falleció hoy a las 91 años en Italia. 

Aunque es más conocido por estas composiciones, Morricone participó en la musicalización de más de 500 obras de cine y televisión. De acuerdo con su abogado Giorgio Assuma, Morricone murió esta madrugada en un hospital de Roma, tras haberse fracturado su fémur en días pasados

También puedes leer: Drácula: los vampiros de la historia popular.

"Recordó sentidamente a su audiencia, cuyo cariñoso apoyo siempre le permitió sacar fuerza para su creatividad", dijo Assuma. Además, el abogado leyó su obituario, escrito por el propio Morricone:

"Yo, Ennio Moricone estoy muerto. Así lo anuncio a todos mis amigos que siempre han estado cerca a mí y a quienes estar un poco alejados (...) Renuevo el extraordinario amor que nos ha mantenido juntos y lamento abandonarlos. Para ustedes, el más doloroso adios".

Nacido en Roma en 1929, Morricone comenzó a componer muy joven, a la edad de seis y, más adelante, compuso canciones para artistas como Paul Anka y hasta los Pey Shop Boys, pero su verdadero reconocimiento llegaría al trabajar de la mano de Sergio Leone en los llamados Spaguethi Westerns, películas de vaqueros echas por italianos entre las que se incluye la "Dollar Trilogy", protagonizadas por Clint Eastwood. 

Te puede interesar: 'Kuntur Marqa', el corto que hace parte del Wildlife Conservation Film Festival.

Tal vez, las nuevas generaciones de cinéfilos reconocen a Morricone por Quentin Tarantino. El director gringo se ha declarado muchas veces un fanático absoluto del trabajo de Morricone y logró usar su música en varias de sus películas hasta que, en 2015, Morricone aceptó hacer la banda sonora completa de 'The Hateful Eight'. 


Por este trabajo ganó su único premio Oscar, aunque en 2007 la Academia reconoció su trabajo con el premio honorario y había sido nominado en varias oportunidades por Days of Heaven, The Mission, The Untoucables, Bugsy y Maléna.