Alto contraste
Actualidad

"El verdadero valor de los alimentos": una investigación que pretende mitigar los desperdicios de comida en los colombianos

La más reciente investigación de WWF Colombia quiere cuestionar la relación que los colombianos tenemos con la comida, por medio de visualización de datos y una guía para aprovechar nuestra comida al máximo.

Foto por: Elizabeth Dalziel WWF UK. Todas las imágenes son cortesía de la WWF.
María Rivas Serrano
01 Ago 2022 6:03:03 PM

¿Sientes que el consumo de nuestros alimentos tiene un efecto directo en la naturaleza que nos rodea? ¿Crees que los alimentos sintéticos son los únicos que afectan el medio ambiente? 

Estas fueron algunas de las preguntas que se hicieron los investigadores del Fondo Mundial para la Naturaleza en Colombia (WWF Colombia) en su más reciente estudio llamado “El verdadero valor de los alimentos”, creado junto con la agencia Sancho BBDO y publicado el pasado 28 de julio de 2022.

Allí, se cuestionaron sobre todo en entender cuál era la relación de los colombianos con la comida, por medio de 1950 encuestas en 8 ciudades del país (Bogotá, Barranquilla, Bucaramanga, Cali, Medellín, Florencia, San José del Guaviare y Leticia). Allí se enfocaron en contrastar los imaginarios de las personas con sus hábitos frente a la alimentación.

El estudio demuestra que las personas todavía no entienden la relación que hay entre nuestra alimentación y la naturaleza, desconociendo que necesitamos un planeta sano para tener comida.

Foto por Esteban Vega La Rotta. Cortesía de la WWF Colombia. 

Dentro de sus datos se encontró que solamente el 18% de los colombianos considera que la forma en que nos alimentamos es la principal causa de la pérdida de naturaleza y la degradación ambiental. Pero la mayoría de la población es optimista: el 65% de los encuestados cree que se puede hacer producción de alimentos sin tener un impacto negativo en la naturaleza y el 62%, que esta solo contamina por el uso de pesticidas. Incluso, cuando se les preguntó si la producción de alimentos como la papa, el arroz y la carne de res se asociaban a problemas ambientales como la degradación de páramos y humedales o la deforestación, los encuestados no encontraron una relación directa.

Además, identifican los alimentos procesados como aquellos que causan el mayor impacto en la naturaleza debido a los químicos, ignorando que la producción de alimentos frescos también tiene un impacto. El 53,7% de los encuestados asocian alimentos como empacados y enlatados como aquellos que más efectos negativos tienen frente al ambiente, mientras que, solo el 8% cree que las frutas y las verduras causan este mismo efecto. Esto indica que hay una falsa asociación: lo más natural no causa daño ambiental.

Foto por Sancho BDDO. Cortesía de la WWF Colombia. 

Esto se debe a que la mayoría de los colombianos piensa que cuando una fruta o verdura es arrojada a la caneca, volverá a la naturaleza, pero se ignora que, al descomponerse, contribuye a la generación de gases efecto invernadero, responsables del cambio climático. Justamente las frutas y verduras son los alimentos que más se pierden o desperdician en el país.

Y no solo eso: hoy en día según el Departamento Nacional de Planeación (DNP), el desperdicio en los hogares colombianos se calcula en 1,5 millones de toneladas anuales, equivalente a 32 kilos per cápita; como si cada persona botara al año 32 kilos de comida. 

¿Cuáles podrían ser las soluciones?

Aunque el panorama parezca poco alentador, mucho más en el contexto actual de aumento de precios de los alimentos e incertidumbre global, el estudio de la WWF quiere sobre todo hacer un llamado a actuar. “Necesitamos entender el verdadero valor de los alimentos. No solo fijarnos en su precio y garantizar que todos quienes padecen hambre puedan obtener los alimentos que necesitan, sino además empezar a entender que detrás de cada alimento hay un costo para el planeta”, explica Camila Cammaert, coordinadora de Sistemas Alimentarios Sostenibles de WWF Colombia. “Si sabemos que para producir un banano se pueden llegar a usar hasta 160 litros de agua, el equivalente a ducharse durante 18 minutos sin cerrar la llave, seguro lo pensamos dos veces antes de botarlo a la caneca porque está muy pecoso”, agrega.

Para empezar a posicionar esa idea, WWF y SANCHO BBDO han creado una campaña que se basa en la información del estudio y que busca que los colombianos empecemos a reconocer el verdadero valor de los alimentos. Asimismo, crearon un video en el que se muestra el recorrido de un camión de valores que, en vez de dinero, transporta frutas y verduras a una plaza de mercado en Bogotá. 

También crearon una página web en donde las personas pueden descubrir recetas para aprovechar las sobras de las cocinas, saber cuánto desperdician y descubrir nuevas maneras de almacenar comida a través de una guía. 

Pantallazo: Guía para no desperdiciar. www.vivesindesperdicio.com


Pantallazo: Guía para no desperdiciar. www.vivesindesperdicio.com

Si quieres conocer la investigación completa, la puedes encontrar aquí. Esta forma parte de la iniciativa Producción y Consumo Sostenible, que tiene como objetivo apoyar a los gobiernos nacionales en su compromiso de colaborar con los esfuerzos mundiales para mitigar el cambio climático.   


Te puede interesar:


Encuéntranos en redes sociales como @CanalTreceCo. Síguenos en FacebookTikTokTwitter e Instagram para conectarte con la música, las regiones y la cultura.