Alto contraste
Región

4 lugares para vivir la experiencia del café

Tomar café es todo un ritual entre los colombianos: empezamos el día con él y nos sentimos acompañados hasta el final. Lo que poco sabemos es de lugares que permitan que esa experiencia se expanda y nos cuenten la historia detrás de esta planta. Aquí 4 lugares para dejarse deleitar.

María Fernanda Rodríguez
02 Oct 2019 9:00 AM

Fotos: Pixabay.

En la identidad colombiana el café ha representado aroma, historia y, sobre todo, experiencia. No solo porque sea uno de los productos autóctonos del país, sino porque se ha convertido en una oportunidad para conquistar, descubrir, explorar y reflexionar. Incluso algunos podrían apostarle a un arte, ¿y por qué no? El café habla por sí mismo y toma una personalidad única cuando el aroma explota y el sabor, junto con la acidez, se termina convirtiendo en toda una experiencia de memoria para el paladar y, además, en un ritual.

Hace 5 años se empezó a celebrar el día internacional del café como una oportunidad para conocer y explorar la variedad de texturas y sabores que tiene esta planta, y para incentivar actividades culturales que hicieran ruido sobre proyectos alrededor del café. En Colombia se tiende a pensar que la única zona donde se cultiva es en la famosa ‘zona cafetera’, ubicada en Armenia, pero la verdad es que existen cultivos en Santander, Nariño, Huila, la Sierra Nevada de Santa Marta, Tolima, Boyacá, entre otros. Por eso queremos contarles de cuatros lugares que han permitido que su encuentro con el café sea mucho más íntimo y logre reconocer los aromas diversos que tenemos en el país. Lugares donde se cultiva, pero también lugares donde se puede ir a vivir la experiencia misma.

  1. ‘Hacienda Macedonia’ en el municipio de Moniquirá, en Boyacá

En esta hacienda se cultiva uno de los mejores cafés de Colombia: Café cultura. Rodrigo Bermúdez es el creador y se ha dedicado, por más de tres años, a exportar a países como Japón y Estados Unidos, y a construir uno de los cafés más especiales, pues tiene unas propiedades singulares: notas achocolatadas y una acidez cítrica que permite que se llega confundir con un sabor a uva y panela. 

Foto: instagram @cafehaciendamacedonia

Foto: instagram @cafehaciendamacedonia

  1. ‘La primera hacienda industrial de Colombia’ en Viotá, Cundinamarca

Descubrir la historia detrás de la planta, dejarse contar una historia y permitirse experimentar los secretos de la caficultura junto con una degustación del café, este lugar es el indicado. La actividad principal es un tour por la historia del café en las montañas de Viotá donde la gente se traslada al pasado, entiende las luchas campesinas y cierra la jornada con una degustación especial. 

  1. ‘Finca agroturística La Cabaña’ en el municipio de San Agustín, Huila

En esta finca, estando a 1.700 metros sobre el mar, conviven en armonía la naturaleza y la arqueología de San Agustín, junto con uno de los mejores cafés y con más de veinte años de la búsqueda de la excelencia. Un recorrido por la finca permitirá que se entienda por qué el sabor de este café es distinto a otros: qué clases hay, por qué los sabores cambian o parecen diluirse en el paladar.

  1. ‘Bourbon’ en la capital, Bogotá

En la calle 70 con Caracas, desde las primeras horas del día se respira café con toda su fuerza, sobre todo aquel aroma a grano tostado, mientras la ciudad se va despertando. Aquí el café del Huila, Santander, Cundinamarca y Nariño se sirve y se cuenta las técnicas diversas de preparación, los filtrados idóneos y cuáles permiten que los sabores y aromas de la planta logren su mayor explosión.

Foto: instagram @bourbon_coffee

Foto: instagram @bourbon_coffee

Te puede interesar

Comentarios (0)